martes, abril 24, 2018

Tequendama y Sumapaz; sobre el uso sostenible y conservación de orquídeas nativas



Incrementar el conocimiento de productores locales de las provincias de Tequendama y Sumapaz sobre el uso sostenible y conservación de orquídeas nativas, con énfasis en los municipios de San Antonio del Tequendama y Fusagasugá, fue el propósito de este proyecto de la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación de Cundinamarca que involucró a 200 viveristas, más de 60 representantes de entidades regionales, 23 de autoridades locales y ambientales, y 60 estudiantes de entidades educativas de la región.

El proyecto “Investigación e innovación tecnológica y apropiación social de conocimiento científico de orquídeas nativas de Cundinamarca”, con una inversión superior a los $3.400 millones, tuvo en cuenta tres componentes: el primero, crear una base en conocimiento biológico, socioeconómico y normativo sobre el aprovechamiento de las orquídeas en la región de estudio.
El segundo componente es crear conocimientos sobre la ecología, genética y propagación de un grupo de especies priorizadas por su potencial de aprovechamiento sostenible, y el tercero, el diseño de una estrategia de apropiación social del conocimiento generado.
En desarrollo del proyecto se visitaron más de 50 viveros que cultivan orquídeas en la región y se registraron las características socioeconómicas de los productores, como principal actor asociado al uso de las orquídeas.
De esa manera se visitaron 28 municipios en Cundinamarca para actualizar la información sobre las poblaciones silvestres de 10 especies priorizadas. En este proceso se registraron cerca de 180 especies, además de estudiar las mejores técnicas de cultivo tradicional e in vitro de las especies Oncidium alexandrae, Oncidium luteopurpureum, Oncidium ornithorhynchum, Cattleya trianae y Comparettia macroplecton.
Lo anterior permitió la producción y entrega de más de 5.000 plantas de las especies priorizadas y otras de interés comercial a 80 beneficiarios, así como 200 frascos con plantas in vitro en etapas avanzadas de crecimiento.
Los resultados obtenidos a lo largo del proyecto fueron compartidos con los diferentes actores involucrados, principalmente viveristas, a través de talleres, cursos, capacitación y la publicación de un libro y una cartilla.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario